Vidas Cambiadas

En la clase de Lengua vimos “El Cuento Maravilloso” y escribimos nuestro propio cuento, yo escribi el mio con Vicky Quiroga y Lulu Frias.

Había una vez una princesa llamada Lucía. Ella era dulce, amable y hermosa. Vivía en un palacio situado en el medio de un bello bosque, lleno de animales y mucha flora. Su sueño era poder salir al bosque pero sus padres, el rey Maximo y la reina Isabel, no la dejaban salir a causa de la cantidad de peligros que había ahí.

En lo alto de la torre del palacio vivía una chica llamada Mercedes, que había sido abandonada por el rey y la reina, después del nacimiento de Lucía, cuando sus padres se dieron cuenta de lo horrenda que era Mercedes y decidieron aislarla de todos para que nadie se entere de que era su hija. Esta fue criada por Nilda, una antigua hechicera. Ella le enseñó todos sus conocimientos sobre la magia y la convirtió en una bruja, con hambre de venganza y odio. Mercedes detestaba a su bella e inteligente hermana, que había sido criada con mucho amor y bondad, lo que ella hubiera deseado tener. Cada vez que Mercedes escuchaba la dulce voz de Lucía por los pasillos algo malo pasaba.

Una noche, la princesa Lucía se despertó, asustada por extraños ruidos que provenían de la torre más alta del castillo, en la cual Mercedes vivia. A Lucía nunca se le había permitido acercarse a esa torre. Esa noche, oscura y fría, Lucía sintió una gran curiosidad y decidió subir a la torre. Cuando llegó al último aposento, un cuarto oscuro y siniestro, en el cual el mal podía olerse a la distancia, de repente la puerta del final pasillo se abrió, y de ella salió Mercedes, Lucia desconcertada le preguntó porqué estaba ella tan sola allí arriba, Mercedes se rió malévolamente, fue cuando Lucía se dio cuenta del parecido entre Mercedes y su padre, luego vio que tenía los ojos de su madre, y ahí fue cuando se dio cuenta de que Mercedes era su hermana.

Feliz fue a abrazarla, Mercedes se aprovechó de ella, la puso bajo un hechizo en el cual Lucía dormiría para siempre, y Mercedes con la ayuda de Nilda cambio de cuerpo con su pequeña hermana, así Mercedes podría vengarse de su familia, pero nadie se daría cuenta de que era ella quien causara el daño.

A la mañana siguiente Mercedes desayuno son sus padres y creyó que ellos no notarían el cambio que ella había hecho, pero después del desayuno sus padres notaron pequeñas diferencias, la forma en que ella comía, como hablaba, las cosas que les decía. Se reunieron una noche y confirmaron que Lucía no era Lucía, sino que era Mercedes.

Esperaron a que Mercedes se durmiera, después de un largo tiempo y cuando fue el momento la mataron, subieron a la torre y encontraron a Lucia, la despertaron, y cuando se dieron cuenta que no podrían devolver a Lucía a su antiguo cuerpo, decidieron dejarla en la torre, y Lucia cumplio el mismo destino que su hermana mayor.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *